¿Cómo pasear con tu perro en bicicleta por primera vez? 4 claves
19 abril, 2017
0

El tiempo ha cambiado y ahora el sol y las áreas verdes están más verdes y apetece dar un paseo en bicicleta y de paso hacer algo de deporte. Y con quién podemos ir, pues con nuestros amigos de cuatro patas. Pero si nunca lo has hecho y te preguntas cómo puedes pasear con tu perro en bicicleta por primera vez desde ya debes saber que hay dos formas con las que puedes hacerte de la compañía de tu peludo. La primera es que te acompañe a un lado de tu bici y la segunda que lo lleves en una cesta para bicicletas, si es pequeño, o en un remolque, si es grande. La idea es que ambos disfruten de un día en la naturaleza.

Antes de que tu mascota se aproxime a una bicicleta es preferible que la lleves a su veterinario para que te confirme si puede acompañarte al ritmo de la bici o si es mejor que esté sentado como tu, pero no en el pedal. Es importante saber si puede resistir varios minutos corriendo o no para no forzarlo en extremo y perjudicar su salud. También tienes que tener en cuenta estas 4 claves para que sea un éxito la experiencia.

1.- Prepara a tu perro (y prepárate)

En el caso de la primera vez es fundamental que tu perro se familiarice con la bicicleta. Déjala que la huela, que la investigue. Los primero días no montes en la bici, solo llévala con la mano y con tu peludo al lado. Puedes empezar con paseos cortos hasta más largos, pero sin montarla. Luego enséñale algunas indicaciones como “despacio”, “detente”, “gira” y “déjalo” siempre con incentivos cuando los haga correctamente y así pueda cooperar en el paseo. Es importante que tu peludo solo escuche esas palabras o sonido asociado a las indicaciones cuando vayan de paseo en bici. Si las escucha en otro ambiente se confundirá.

Asimismo por tu parte es fundamental que tengas en cuenta tu seguridad y la de tu perro. Lleva un equipo apropiado como un casco, agua para los dos, ropa adecuada, etc. y que utilices una bicicleta que domines con la que te sientas seguro para evitar accidentes. En el caso de que tu peludo pueda seguirte al lado de tu bici utiliza un arnés cómodo para que le proporcione el máximo confort y un adaptador para atar la correa a la bicicleta. Y si no puede ir a tu lado entonces puedes conseguir una cesta o un remolque. Todos los accesorios lo puedes conseguir en tiendas especializadas.

como pasear perros bicicleta

2.- El lugar

Para la primera vez puedes escoger un lugar que tenga un camino despejado o una ciclo vía. También puedes buscar un camino rural, con un límite de velocidad bajo y con pocas curvas cerradas. Es preferible evitar caminos con tráfico de bicicletas y personas para evitar accidentes en el caso de que tu perro se pueda desorientar, si va a tu lado, o asustar, si va en la cesta. No se puede elegir como primera vez un camino en la montaña ya que el terreno es accidentado  y puedes perder el equilibrio si tu peludo tira de la correa.

3.- El tiempo y recorrido

Es necesario que al empezar a pasear con tu perro en bicicleta lo hagas despacio y por periodos cortos hasta que se acostumbre al comportamiento y esfuerzo para andar a tu lado. El trote de tu peludo debe ser despacio y cuando hayan terminado dale incentivos (chuches) para que cree una asociación positiva alrededor de la bici. Una vez que coja el ritmo inicia tus recorridos con paseos cortos y lentos de unos pocos minutos.

Con el pasar de los días aumenta el tiempo y la velocidad cada vez que den un paseo. Tienes que estar atento a algunas señales como cuando tira fuerte de la correa puede que debas cambiar de velocidad. Poco a poco tu perro se irá acostumbrando a tu ritmo de pedaleo y podrás recorrer largas distancias y a mayor velocidad. También tienes que revisarles las patas después del paseo ya que pueden lastimar las almohadillas que tienen así como observar si cojean, se muerden las patas o tienen comezón. Y si ves que está cansado o no está entusiasmado, es mejor terminar el paseo.

4.- Golpe de calor

También es muy importante que estés atento a los síntomas de golpe de calor. En los perros al igual que a los humanos un golpe de calor puede causar la falla de algún órgano. Algunos perros son más propensos que otros, por ello es mejor que cuando haya mucho calor evitar los paseos en bici. Para detectarlo a tiempo debes tener presente síntomas como latidos rápidos o anormales, respiración agitada, quejidos fuertes, vómito, temblor, desmayo, jadeo exagerado, baba excesiva o espuma en la boca. Y si observas algún síntoma en el paseo debes actuar con rapidez y llevarlo a un lugar fresco, darle agua en pequeñas cantidades y ponerle un paño de agua para enfriarlo. Siempre con agua normal y no fría ya que un cambio brusco de temperatura puede agravar su situación.

Así que si sigues estas 4 claves puedes empezar a pasear con tu perro y a la vez practicar un deporte muy sano como manejar bicicleta.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
mautic is open source marketing automation